Ejemplos de gamificación

¿Qué es la gamificación?

Es la aplicación de principios y elementos propios del juego en un ambiente de aprendizaje con el propósito de influir en el comportamiento, incrementar la motivación y favorecer la participación de los estudiantes.

Los juegos han sido vistos tradicionalmente como una forma de entretenimiento o pasatiempo. Sin embargo, actualmente se han convertido también en una tendencia creciente en ambientes formales como la industria y la educación.

Cuando en un ambiente del juego los participantes se enfrentan a un reto y no pueden vencerlo, no se afecta su autoestima o motivación, al contrario, los competidores vuelven a intentarlo una y otra vez. Los juegos posibilitan diferentes estrategias de solución y con ello, propician que los jugadores sean creativos en la elaboración de sus diferentes intentos. Lo interesante de esta dinámica es que permite que los jugadores obtengan nuevos conocimientos, desarrollen nuevas habilidades, e incluso cambien sus actitudes

Los beneficios de la gamificación

Los ambientes de juego tienen la capacidad de mantener la atención del usuario y desafiarlo constantemente. Además de tener un notable poder de motivación, los juegos atraen a los estudiantes a participar en ellos a menudo sin ninguna recompensa, solo por el placer de jugar y tener una experiencia atractiva de aprendizaje (Kapp, 2012). Por ello, ha tomado fuerza el uso de juegos o elementos del mismo para transformar el ambiente de aprendizaje. Se busca así que el aprendizaje y la retroalimentación combinados con el juego transformen la escuela en un ambiente mucho más emocionante (Dicheva, Dichev, Agre y Angelova, 2015).

Diferencia entre Gamificación, juegos serios y aprendizaje basado en juegos

Dado el reciente uso del término Gamificación en la educación, este se ha empleado erróneamente, de manera indistinta, con algunos otros conceptos relacionados con el empleo del juego o las características del mismo para motivar y crear un ambiente propicio para el aprendizaje.

Esta confusión cobra sentido, porque lo que se ha denominado Aprendizaje Basado en Juegos (Game-based Learning) y Juegos Serios (Serious Games) hacen uso del juego con el propósito de motivar el aprendizaje. Pese a que estos conceptos se relacionan, no son equivalentes como se expondrá a continuación.

Gamificación

Podemos considerarla como una técnica de aprendizaje en la que se traslada la mecánica de los juegos tradicionales al ámbito educativo-profesional con la finalidad de obtener mejores resultados, por ejemplo, adquirir nuevos conocimientos o habilidades (Gaitán, s.f.).

Juegos serios

Forman parte de la gamificación, pero su propósito es más específico porque son una herramienta para generar experiencias pedagógicas positivas y didácticas que permitan lograr objetivos que han sido previamente establecidos.

Aprendizaje basado en juegos

Este estilo de aprendizaje resulta bastante motivador para los alumnos porque facilita que participen en las experiencias de aprendizaje activo, es decir, los juegos son utilizados como una herramienta para asimilar los conocimientos de las sesiones educativas.

Ejemplos de gamificación

Algunos de los principales ejemplos de gamificación que podemos encontrar de manera tradicional y virtual, son:

  • Aplicación de Kahoot’s para reforzar vocabulario complicado (especialmente en lenguas extranjeras)
  • Minecraft Education es una herramienta de gran utilidad en la que se pueden establecer tareas, objetivos y misiones para cada partida
  • Hacer uso de sopas de letras en el aula permitirá que tus alumnos desarrollen otras habilidades y puedan reforzar vocabulario
  • Aplicar adivinanzas en los temas de clase, puede ser de cualquier área, con esto tus alumnos podrán fortalecer el aprendizaje de las sesiones pasadas

Te compartimos un vídeo para que conozcas algunos ejemplos que como docentes y padres de familia podemos aplicar en el aprendizaje gamificado:

UNIR | La Universidad en Internet, (2019). La gamificación en el aula | #UNIRtecnologíaeducativa. YouTube.

En la educación existen diversos estilos de aprendizaje, la gamificación es uno de varios. Podemos implementarlo en nuestras clases para hacerlas más dinámicas, pero nunca olvides el propósito que tiene.

Si este recurso te ha sido de utilidad como docente, no olvides que tenemos otros recursos educativos enfocados para ti.

Scroll to Top