Historia de la educación especial

La historia de la educación especial o educación inclusiva, como se le conoce actualmente, surge en el siglo XIX como un nuevo conocimiento teórico-práctico para personas con alguna condición. En un inicio las personas eran eliminadas de la sociedad, pero posteriormente se desarrollan los primeros asilos caritativos para este grupo social.

Sociedades antiguas

Les dieron un modelo del diablo, quien decía que las personas actúan como personas porque están poseídas por alguna entidad, como demonios o espíritus. Para ellos, el problema era la brujería.

Por otro lado, y de cara al futuro, es conveniente fijarse en los orígenes del modelo biológico-sanitario, que explica el comportamiento humano desde la incertidumbre. Por tanto, los modelos demoníacos pueden entenderse como intentos poco científicos de explicar comportamientos que se consideran erróneos.

El modelo biológico apoyó la inestabilidad biológica de los organismos basándose en la idea de que la naturaleza humana es la causa del mal comportamiento. Aquí vemos el comienzo de la psicología, por primera vez podemos ver a personas con formación médica enfatizando la necesidad de educación para las personas con alguna condición.

Esto demuestra que, al contrario de lo que se podría pensar, estamos ante personas que pueden aprender un poco. Sin embargo, este modelo biológico solo se fortaleció y desarrolló durante el Renacimiento.

Edad media

Se tenía la capacidad de proteger la dignidad del paciente. Aunque las escuelas desempeñan un papel importante en la promoción de los derechos humanos, también tienen consecuencias negativas, como el aumento del número de niños abandonados.

Esto queda claro si se tiene en cuenta que después de varios juicios en 1974 se calificó de asesinato y castigo el asesinato de niños abandonados o la muerte por causas naturales. De esta manera, la iglesia intervenía con amor entre estas personas y creaba un lugar de amor primario para los niños y todos los que quedan atrás.

En esos lugares, se tenían objetivos puramente positivos y no académicos.

Naturalismo psiquiátrico

Esta es una primera experiencia de atención educativa a una persona con discapacidad, pero existen diferencias entre cuidar a una persona con discapacidad física o mental. Las aportaciones médicas de Pinel, Itard y Seguin cambiaron las actitudes sociales y educativas, destacando las siguientes de acuerdo con Baena Jiménez, (2008):

  • En primer lugar, la consideración del asilo como un lugar con funciones terapéuticas y el rechazo de las prácticas acientíficas en el tratamiento de los pacientes
  • Estudio de trastornos mentales desde una perspectiva científica y rigurosa
  • Eliminación de los prejuicios sociales que dificulten un adecuado tratamiento de estos enfermos

Inicios en la historia de la educación especial

Durante el siglo XX comienzan los tratamientos de las personas con discapacidad, los cuales se percibían como una ayuda, no como un proceso educativo, y donde el modelo teórico y terapéutico dominante era el modelo médico, en este siglo las primeras instituciones se orientaron precisamente al tratamiento. Enseñar a personas con discapacidad iba desarrollando una actitud favorable hacia las posibilidades de esas personas.
Seguin descubrió que se desarrollan actividades para desarrollar funciones sensoriales, intelectuales y emocionales. Fue el primero en romper con el modelo de intervención médico-patológico y abrió la posibilidad del tratamiento médico-pedagógico. Con Seguin se enfatiza la necesidad de educar a todas estas personas porque las personas con discapacidad pueden aprender y mejorar sus habilidades, lo que a su vez mejora su estatus (Baena Jiménez, 2008).

Siglo XX: era de las instituciones

Debido a numerosos cambios sociales provocados por la revolución industrial, como la inmigración, la educación se vuelve obligatoria y tiene que estar disponible para todos, tengan o no discapacidad.

Todas estas tendencias llegaron con el desarrollo del sistema de educación especial desarrollado junto con el sistema de educación general. Las necesidades educativas de la comunidad comenzaron a satisfacerse no de la manera tradicional, sino creando un sistema educativo correspondiente al sistema educativo general en instituciones especiales para discapacitados.

Desde entonces, hemos visto en muchos países un sistema de educación general para todos los niños que no tienen dificultades de aprendizaje y educación especial para los niños que tienen dificultades en la escuela, y equiparlos con herramientas y sistemas profesionales. Las escuelas también crean nuevas diferencias entre aquellos que alcanzan niveles de rendimiento y todos los demás, no solo aquellos con discapacidades, sino también aquellos que luchan por mantenerse al día con el trabajo escolar.

Este análisis muestra la necesidad de formación, especialmente si el sujeto tiene diferencias de comportamiento, etc., lo que lleva a la composición de los dos grupos. Las respuestas formativas deben buscarse en aulas específicas. El uso de la medición creó un modelo de educación especial que se alejó de la medicina y se basó en la medición psicológica.

Desde el fin de la Segunda Guerra Mundial se consolida la especialización de las instituciones del sistema especial. Así, entre los años 40 y 50 la educación especial se va separando cada vez más de la educación general. A partir de los años 40 y 50 la Educación Especial se va separando cada vez más de la Educación General.

Baena Jiménez, (2008).

De la educación especial a la integración

Podemos entender el concepto de normalización como punto de partida para la integración escolar. La normalización se refiere a la necesidad de hacer que la vida de las personas con discapacidades del desarrollo sea lo más similar posible a la vida de todos los ciudadanos en términos de oportunidades y oportunidades en diversas áreas de la vida (trabajo, escuela, sociedad, etc.).

Para lograrlo, debemos garantizar oportunidades y normalidad para todos, de escuela en escuela. Sin duda, es una idea que conducirá a repensar una educación especial menos centrada. La educación basada en la ideología de la normalización es un concepto multifacético que puede interpretarse de muchas maneras.

De la educación especial a la educación inclusiva

La escuela de integración surge como una alternativa innovadora frente al modelo tradicional y excluyente, caracterizado por su apertura y aceptación en las aulas regulares de alumnos de diversos perfiles, incluyendo aquellos con necesidades especiales de aprendizaje que antes eran marginados. Es importante examinar la evolución de la política educativa en relación con la educación especial y la transición hacia la inclusión en las últimas décadas.

Podemos destacar el cambio sobre el retroceso hacia una concepción antigua de la educación especial, en detrimento de los grupos más vulnerables, a pesar de los llamados a una mayor equidad e inclusión por parte del Estado. Finalmente, se aboga por una renovada propuesta de escuela inclusiva como resultado de la historia de la educación especial.

Scroll to Top